HerenciaTipos de sucesión

La herencia es el conjunto de todos los bienes, derechos y obligaciones de una persona que no se hayan extinguido por su muerte y el derecho a la sucesión en la herencia se transmite desde el momento del fallecimiento, pudiendo establecerse de dos maneras:

Sucesión testamentaria o testada. Es la que se rige por la voluntad del causante (persona que causa el derecho a la sucesión) manifestada en un testamento.

Sucesión legítima o intestada. Es la establecida por disposición de la Ley cuando la persona ha fallecido sin haber otorgado testamento.

No obstante, la sucesión también puede establecerse en parte por testamento y en parte por disposición de la Ley.

Personas con derecho a suceder

Las personas que tienen derecho a suceder son las siguientes:

Heredero. Es la persona que sucede al difunto tras su muerte en todos sus derechos y obligaciones considerándose, por tanto, el sucesor a título universal. Puede ser designado por el testador en el testamento o bien ser señalado por la Ley en ausencia de testamento para recibir la totalidad de los bienes de la herencia si es el único heredero, o una parte de ella si concurre más de un heredero.

Se debe distinguir entre:

Heredero voluntario, aquel establecido como heredero en el testamento por la voluntad del testador.

Heredero forzoso, aquel al que la Ley le reconoce el derecho a heredar una parte de la herencia, de la cual el testador no puede disponer libremente, es decir, el testador no puede designar heredero a otra persona en esa parte, denominada legítima, que está reservada al heredero forzoso.

Legatario. Es el sucesor a título particular, el cual únicamente puede ser designado por el testador para recibir uno o varios bienes concretos de la herencia.